Les obres de la Torre de l'Esperó entren en la recta final

La conclusión de las obras de reconstrucción de la Torre de l’Esperó está próxima. De hecho, cualquier vecino o vecina interesados ya pueden observar el colosal volumen del torreón a poco que paseen por el camino de la Solana del Castillo. La previsión es que los trabajos finalicen en un plazo inferior a un mes.

La obra, subvencionada por la Generalitat Valenciana, ha contado con un presupuesto de ejecución de más de 335.000 euros (concretamente, 277.195,57 euros más IVA). La configuración de la parte oriental del castillo ha cambiado sustancialmente, con una torre de que sobrepasa notablemente el lienzo de muralla.

Se han recuperado las características funcionales y formales de la Torre de l’Esperó, con tres niveles conectados por escaleras, con una sala por planta, que permite el acceso al paso de ronda de la muralla original que queda en pie. También se han repondrán los sectores que faltan de los muros de cierre y huecos de paso. Asimismo, se ha repuesto el parapeto y almenado de la torre, al igual que la escalera en sus diferentes tramos.

La Torre de l’Esperó (espolón, en castellano) original fue una edificación del periodo almohade construida entre finales del siglo XII y principios del XIII. Tras su reconstrucción, el edificio tiene una altura de 11 metros en el interior del patio del Castillo Menor y de 17,50 metros extramuros.